Una hermana es mucho más que una amiga, es la otra mitad de nuestro corazón

La vida es una sola y hay que disfrutarla al máximo claro está, disfrutar cada uno de los momentos que queramos para luego así poder tener los mejores recuerdos de toda nuestra vida y sentirnos satisfechos con lo que hemos vivido.

Muchos de estos momentos pues los vivimos a solas y pues muchos de ellos los vivimos en compañía bien sea de nuestros familiares o con algunas amistades cercanas que pues el destino haya puesto en nuestro camino.

A pesar de vivir estos momentos, pues casi siempre hay una persona que es nuestra cómplice en todas y cada una de las aventuras o locuras que se nos pasen por la cabeza y pues muchas de esas veces esa cómplice es alguien sumamente cercano a nosotros, nuestros hermanos.

Si tienes hermanos pues es muy probable que hayas experimentado cada locura con ellos que válgame Dios que son magníficas, son momentos que nunca olvidarás y es que la verdad es que los hermanos nos complementan.

Si tienes hermana disfrútala

Son muchos quienes hoy en día viven su vida siempre de forma positiva y alegre y esto se debe a que las personas de quienes se rodean son personas así, alegres y positivas que les impulsan a seguir.

Casi siempre si le preguntamos a una de esas personas quien les impulsa a seguir o quienes le dan fuerza pues dirán el nombre de alguna de las personas cercanas a ella y casi siempre suele ser su madre o alguno de sus hermanos.

En el caso de los hermanos pues está de más decirlo, para nosotras las mujeres, el hecho de tener una hermana es una bendición de Dios, por más que discutamos o peleemos por cosas pequeñas pues siempre serán nuestras compañeras de vida.

Si tú eres mujer y tienes una hermana seguro gozas de sus beneficios y es que las hermanas te apoyan casi siempre y te dan fuerzas para seguir cuando más las necesitan, siempre tienen fe en ti y por más veces que discutas o estén en desacuerdo con ella pues siempre están allí para ayudarte en lo que necesites.

Seguro crees que una hermana es lo mismo que una amiga, y pues si lo es, solo que la hermana es hermana y amiga al mismo tiempo una amiga por más amiga tuya que sea pues nunca se iguala a tu hermana, pocos son los casos dados.

A tu hermana le puedes hablar de tus miedos sin temor a que los divulgue a  alguien más, entre las dos se cuidan y se protegen, ambas tienen una conexión impresionante que pues pocos pueden entender, es casi como si fuesen tu madre, cuando son mayores que tú, lo cierto es que la personalidad es sumamente diferente. Ambas se complementan de una manera impresionante que nadie entiende, incluso si una quiere decir algo y no sabe cómo, y la otra lo entiende es como si pudiesen ser capaces de comunicarse por la mente, algo extraño pero único.

Puede que el destino las separe pero sin importar la distancia el sentimiento es el mismo, la conexión es la misma, y el amor sin duda alguna seguirá siendo el mismo, siempre van a querer lo mejor para ti, que surjas y que seas feliz.

Si tienes una hermana, valórala y dale el amor que merece, al menos tú tienes la oportunidad de tenerla, muchos otros ya quisieran pero no pudieron y deben afrontar la vida solos o refugiarse en amigos.

No olvides compartir.

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *