La carta de profesora jubilada es aplaudida por muchas personas

Cada profesión tiene su aporte para la sociedad, pero hay una en particular que muchos países tienden a menospreciar la y

esta es la de la educación pues ciertamente la habilidad de transmitir conocimientos a otros seres es algo que no todo el mundo puede desempeñar y menos hacerlo de forma genuina.

Es por esto que el día de hoy queremos presentarte la carta que ha realizado una profesora y la cual ha dado la vuelta por todas las redes sociales sorprendiendo cada día alguien nuevo.

Presta mucha atención porque en ella esconde en la verdad que miles de profesores han querido decirles a los representantes de sus hijos, pero no han tenido el valor por miedo a que los despidan o simplemente a que lo juzguen.

Y toma en cuenta que quizás ella esté en lo correcto y a pesar de que tú no estés desempeñando la misma profesión puede que la apoyes y nos ayudes a distribuir esta noticia.

Conoce que es lo que decía la carta de la profesora

Como maestro jubilado, estoy cansado de todas las personas que no saben nada sobre las escuelas públicas, y que no han estado en un salón recientemente, o que creen que pueden arreglar nuestro sistema educativo.

Los maestros no son el problema! Son los padres los que son el problema. Ni le enseñan a los niños buenos modales ni les enseñan lo que es el respeto – los niños ni siquiera tienen un conocimiento general de cómo llevarse bien con otras personas.

Los niños vienen a la escuela con zapatos que cuestan más que la ropa del maestro – al mismo tiempo que ni siquiera tienen papel o lápiz para la clase.

Cuando uno habla de colegios que han “fallado”, miren a los padres y a los niños. ¿Los padres van a las reuniones de padres?. ¿Hablan regularmente con los profesores?, ¿Se aseguran de que los niños estén preparados y tengan el equipo necesario?.

¿Se aseguran de que los niños hagan su tarea? ¿Tienen un número de teléfono que funciona?.  ¿Los estudiantes toman notas en clase? ¿Hacen sus deberes? ¿Escuchan en las lecciones o el alumno es uno de los que molesta y destruye a los demás?.

Cuando hayas mirado estos factores entiendes que no son las escuelas las que han fracasado, sino los padres.

Los maestros no pueden hacer tanto su trabajo como el de los padres.  ¡Hasta que los padres no hagan su trabajo no va a mejorar!.

Si te ha gustado la opinión de la profesora todo lo que debes hacer es compartir esto a través de tus redes sociales.

Add a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *